Y abre sus ojos y la mira por fin…

Ha cerrado los ojos, el anciano que había sentado en el banco frente a mí, se ha levantado cuando una dulce y desgarbada abuela se ha colocado frente a él, y ha cerrado los ojos. Puede que lo haga para no ver las arrugas que surcan el rostro de la mujer, aunque la ternura con la que ha sujetado sus manos entre las suyas desmiente mi suposición. Algo me dice que lo hace para saborear el momento de tenerla entre sus brazos, de sentir el cuerpo de una mujer junto al suyo, y cuando sus dedos acarician las muñecas de la mujer y se deslizan hacia arriba me siento como una intrusa, una intrusa en el momento más erótico que he visto nunca, porque los ojos de ella brillan al recordar. Esos ojos se deslizan por las arrugas que rodean sus labios, recuerda cada sonrisa regalada por sus nietos, y cada mueca enfadada que dedicó a sus hijos. Suelta una risita y él inclina la cabeza, como si le costara escuchar aquella melodía, pero no importa porque a ella no le molesta, ella sigue recorriendo las manchas en la piel que el sol ha dejado, como recuerdo de los miles de paseos que dieron antes de atreverse a entregarse el uno al otro, de caer en el pecado de tocar su piel, para no parar nunca. Su verde mirada demasiado clara, se detiene cerca de los ojos, donde las patas de gallo le recuerdan las miradas apasionadas que él le dedicó, en cada ocasión en la que marcó aquel frágil cuerpo como suyo.

Él sigue su carrera, su leve toque, como si de una mariposa se tratara, por los brazos, ya flácidos de la mujer y recuerda con orgullo las veces que cargaron a sus hijos y ahora acarician a sus nietos. Sus dedos vuelven a sus manos donde, curiosos, recorren la marca que una quemadura dejó cuando ella se olvidó de coger un trapo antes de tocar la cazuela, una cazuela tan vieja como ellos.

Ajena a todo, la pareja no se da cuenta de que hay alguien que los observa, no sólo yo, una pareja de tórtolos se ha detenido en su vuelo y miran, intrigados, como aquella pareja de humanos se abraza, ante el murmullo de unos niños que juegan cerca de ese banco mágico, que hace posible la creación de un mundo de hadas para los ancianos que, ahora esperan como suspendidos en el tiempo, un milagro. Y ese milagro llega, en forma de beso. El hombre inclina su cabeza poblada de blanco y roza, casi sin querer tocar, los labios de la mujer. Unos labios que saben a vida, la vida que han compartido y queda aún por descubrir, porque ellos se sienten como unos chiquillos que abren los ojos, de par en par, ante lo desconocido, como quien descubre su sombra por primera vez, o cuenta las estrellas del cielo, para después soñar con ellas… ellos ya sueñan, llevan demasiados años soñando… pero no lo dejarán.

 

Y él abre sus ojos y la mira por fin, y no ve sus arrugas ni sus ojos cansados, ahora la ve. La ve igual que aquel día en el que, torpemente habló con ella por primera vez, sonríe al recordar que lo rechazó la primera vez que la invitó a bailar, y su sonrisa se hace más grande pues su mente le muestra el momento en el que por fin la pisó en la pista de baile. Y le agradece al cielo, a quien quiera que sea el que maneja los hilos de la vida, haberla encontrado. Se inclina y suavemente, besa su gastada mejilla mientras, en sus manos, deposita una flor medio aplastada, todo con cuidado, como lleva tratándola toda una vida.

Ella mira hacia abajo y su sonrisa es igual a la que dibujaba cuando tenía cuatro años y correteaba por las calles de su pueblo, sus ojos se empañan con algo parecido a las lágrimas y se lleva la flor a la nariz, donde la huele y después, coqueta, se prende la margarita al pelo. Da unos pasos hacia delante y mira sobre el hombro para guiñarle un ojo, pícara, a su marido.

Y él la sigue, como lleva haciendo desde que tiene uso de razón, primero indeciso, después con la seguridad de que el amor eterno es posible, porque el día en el que uno muera, el alma del otro abandonará su cuerpo para seguir a su amor. No importa a donde, no importa como.

Anuncios

Presentación

Publicar un libro es algo sumamente complicado, no sólo por el mundo editorial que nos rodea sino porque estás compartiendo parte de tu alma con el exterior. Recibir críticas, negativas o positivas es maravilloso, cuando nacen desde el respeto y la preocupación sincera porque tu trabajo sea exquisito.

Quiero dar las gracias a Ali de Entrelibrosycoletas por la magnífica reseña que ha realizado y a Laura del Rincondemarlau por su opinión y sus consejos.

También quiero dar las gracias a todos los que estuvieron conmigo el viernes 30 en la presentación de Gabrielle, donde pasamos un rato ameno y agradable con la novela y el amor y las decisiones de la vida como telón de fondo. Gracias por vuestras preguntas y amabilidad. Os dejo unas fotos!

 

 

 

Presentación

Para todo el que quiera acercarse y pasar un ratito ameno y entretenido. Hablaremos sobre la novela, podréis adquirirla y os la dedicaré encantada. No dudéis en acompañarme! Estaré encantada de atender a todos personalmente!CARTEL TATA.jpg

Sueño hecho realidad!

Hoy quiero compartir con vosotros un hecho muy especial y es que, mi primera novela El Dilema de Gabrielle está ya a la venta!

Ha sido un camino muy bonito el que hemos recorrido hasta llegar al día de hoy, un camino que no tiene meta, que pensamos seguir recorriendo y aquí está la primera parada.

Quiero dar las gracias a la editorial Donbuk por su trato siempre profesional y cercano, a todos los que me habéis dicho siempre, sigue escribiendo, sigue… y a todos los que le dedicaréis un poquito de vuestro tiempo a la novela, a Gabrielle y a Daniel…

El Dilema de Gabrielle es una novela romántica llena de momentos especiales que os harán reír y emocionaros, aquí os dejo la sinopsis:

Gabrielle Beaumont sabe quién es en realidad: Un Arcángel desterrado a la tierra con la misión de decidir si la humanidad sigue viviendo plácidamente o sucumbe bajo el terror del Juicio Final. Gaby no ha dudado nunca de su misión, hasta que el hombre que asedia susu sueños aparece ante ella para rescatarla de un horrible ataque y poner su mundo patas arriba.

El inspector de policía Daniel León se verá envuelto en un mundo lleno de fantasía en el que nada es lo que parece, ¿será capaz de dejar atrás sus más fieles creencias para salvar a Gabrielle?

Juntos deberán llevar a cabo la misión que marcará el destino de la humanidad y el suyo propio, y tendrán que tomar decisiones que los unirán o los separarán para siempre.

Podéis adquirirlo en la página web de la editorial www.donbuk.com

Próximamente en Amazon en formato físico y digital, en formato digital en las principales plataformas, Casa del Libro, Amazon, El corte inglés y muchas más.

Y en vuestra librería de siempre bajo pedido.

Os dejo el enlace del Booktrailer y la pág del libro en la web de Donbuk. Si tenéis alguna duda o queréis comentarle algo no dudéis en hacerlo!

http://eldilemadegabrielle.donbuk.com/index.html 

 

 

Soledad

El sabor de la soledad no era como lo había imaginado. Era un caramelo que caía, dulce y caliente por su pecho, hasta llegar a su estómago, donde se.convertía en un vacío que explotaba y se clavaba en su cuerpo, como si fuera cristal.

Ahi era donde se daba cuenta de que no habría nadie más, que ni siquiera la soledad sería su acompañante.

Un silencio sordo y pesado invadía sus sentidos y hasta el sonido de su voz se le antojaba extraño, lejano, como si no le perteneciera. Nunca sería capaz de explicar los sentimientos que le invadían, quizás porque le podía la vergüenza de reconocer que no había sentimiento alguno para él.

Era entonces cuando exhalaba el aire que había estado reteniendo, sin saberlo, y la realidad que lo rodeaba comenzaba a definirse al ser consciente del regalo que la soledad le traía, al saber que, ahora lo único que podía sentir dentro de su corazón, era alivio. Ya no habría colores a su alrededor, pero el gris que se extendía ante él, tan inofensivo y silencioso, jamás podría dañar su vacío corazón.

23 de Abril

A través de ti viviré, compañero querido, miles de aventuras. Recorreré el desierto sintiendo el abrazo del sol. Me empapará la lluvia en el misterioso Amazonas.

Me atreveré a investigar los casos más suculentos junto a detectives quemados por las experiencias de la vida y puede ser que, descubra al asesino antes que él.

El tiempo no será un obstáculo y podré viajar al lejano oeste una mañana y estar puntual para la hora del té en algún rincón de la Regencia.

Atravesaremos el firmamento en una nave espacial para ver con nuestros propios ojos el espacio exterior y saludaremos con asombro a algún vecino con antenas.

Aprenderé, lloraré, reiré o quizás me aburriré y siempre añoraré tu olor, tu tacto entre mis dedos.

Prometo enamorarme una y mil veces con tus historias y sentir que mi corazón late de más cuando la historia me atrape de verdad.

Mi pasión siempre serás tú, ¡Mi libro querido! Porque contigo puedo ser quien quiera ser y vivir en cualquier época o lugar. Mi mejor amigo, mi compañero, mi confidente.

¡Feliz día del libro! Este 23 de abril, y el resto de la eternidad.sdr

Me quedaré a tu lado

Tengo miedo de no poder expresar todo lo que siente mi corazón, todo lo que me haces sentir con cada palabra o cada gesto. Al estar lejos de ti me he dado cuenta de que todo tiene un color distinto, más triste, más apagado, si no estás a mi lado.

Cuando vuelvas, te despertaré con un beso suave, es una de mis cosas favoritas en el mundo…

Lo que más echo de menos es tomarme el café de la tarde contigo, es una cosa tan sencilla y a la vez tan especial,nuestro ritual.

Adoro levantarme junto a ti, notar tu olor en mi cuerpo y en mi ropa, enredarme en tu cuerpo y sentirte muy dentro de mi, recorrerte con la lengua de arriba abajo sin dejarme ni un solo rincón de tu piel por probar. Tocarte es para mí una de las cosas más eróticas que puedo imaginar. Si por mi fuera te ataría a mi cama y no te dejaría escapar jamás y te demostraría de mil formas distintas que te quiero con todo mi corazón y que ambos nos pertenecemos.

Si algún día ya no estamos juntos me quedaría grabada en tu cuerpo como un arañazo en la espalda, como un beso perdido por tu mejilla o como una sonrisa sincera de tus labios. No me importaría ser una lágrima tuya porque cuando lloraras recorrería tu cara, acariciándote mientras me convierto en ese rastro salado que se quedaría esperando para secarse.

Quédate a mi lado, pase lo que pase quédate a mi lado. No quiero perderme en tu memoria porque significaría que esta historia ha escrito su final y hasta el final sabe cuando es un invitado indiscreto.

Encontraré la forma de quedarme siempre junto a ti, de permanecer a tu lado, esperando paciente por si vuelves a mirarme.

Nos conocemos, nos recordamos.

Te conocí una mañana de frío, o quizás una noche de verano… tal vez te conocía de antes, de otras vidas en las que nuestros labios ya se habían encontrado, pero en esta nuestras miradas apenas se han cruzado.

Quiero recordarte y que me recuerdes, que al oler mi piel abras los ojos sorprendido por el recuerdo de momentos ya vividos.

Quiero que tu boca sonría dibujando esa sonrisa que no se ha perdido en el tiempo.

Quiero que tus dedos inquietos busquen los míos, que tímidos dibujen la línea de mi cuello y jueguen a las carreras sobre mi cuerpo.

Quisiera no ser un recuerdo, quisiera ser tu presente y despertar nuevos momentos sobre tu piel.

Quisiera quedarme contigo, que tú te quedes a mi lado y no tener que buscarte en otra lejana vida que ni siquiera sé si existirá y si todo esto es una mentira y esta es la primera y única vez en la que te veo entonces yo crearé nuestra vida, fabricaré un nuevo mundo en el que nuestra única misión será abrazarnos, en la que nuestra única meta será besarnos y mejorar cada día el beso anterior, y nos olvidaremos de todo lo creado…

Y paso por tu lado apenas rozando tu hombro, y bajo los ojos para que no descubras en mi mirada la verdad de nuestra historia, porque puede que no quiera recordarte, porque puede que entre esos sueños lejanos habiten pesadillas y hoy ya no me acompañe la valentía para lanzar esas sábanas al aire, las sábanas que nos abrazaban mientras nos amábamos, las sábanas que custodiaban nuestra historia, protectoras de un amor que ya fue.

Agua y sal.

Y te escribo, con los pies enterrados en tu arena, con el abrazo de tu fría piel,con el recuerdo de risas y voces lejanas, pero hoy sólo estamos tú y yo. Tu canción me invita a enamorarme mecida con la timidez de tus olas al romper contra la orilla,pero me sigo resistiendo y en momentos como estos me pregunto por qué. Mar,mar,mar nuestro amor tan posesivo, tantos meses sin vernos a pesar de estar uno junto al otro y cuando nos tocamos no nos podemos soltar…

agua y sal

Tu olor y sabor se marcan a fuego en mi piel. ¡Ay mar mi mar! Me despido de ti, te tengo que decir adiós y no sé cuándo volveré… sé que no me serás fiel, ¿Cómo atar tu amor inmenso a un solo corazón? Cómo pretender que sean mis huellas las únicas que firmen tu cálida piel. Jamás me atreveré a pedir una cosa así, pero recuerda mar, que siempre volveré a buscarte y cuando vuelva a mirarte no haré preguntas, y jugaremos al engaño, que sólo estamos tú y yo…

PlumaRosa, ¿por qué?

Tengo que confesar que, a pesar de convivir con la inspiración, en los momentos más insospechados ésta decide abandonarme cual novio adolescente. Después de pensar y pensar y preguntar mil veces a la gente de mi alrededor si le parecía bien este nombre o aquel, me vino a la mente el nombre de “Pluma Rosa”, y me gustó.

Primero porque era sencillo, corto y directo y después del nombre que me pusieron mis padres (que no entra en el DNI) me gustan los nombres así. Pero tambien lo escogí porque era un pequeño homenaje a la literatura romántica, a la que se conoce popular y vulgarmente como Novela Rosa. Cuando hablamos del color de otras novelas, nadie duda de su calidad literaria, pero cuando decimos “Novela Rosa” el 90% de la gente lo hace de forma despectiva, y no creo que sea justo para estas obras, que se cataloguen de baja calidad sólo por ser novela de color de rosa. No digo que el 100% de las obras sean merecedoras del Nobel, pero calidad os aseguro que en este subgénero de la literatura, lo hay.

Por eso, para todos aquellos que dudan de la calidad, para los que se ríen de los “libros para mujeres” y sobre todo para los que amamos la Novela Rosa, va el nombre del blog. Olé.